Grandson and grandpa holding hands

Piel seca, agrietada y áspera

Woman washing her hands

Todos los días, y durante todo el día, la piel lleva a cabo el milagro de protegernos de las agresiones del mundo exterior. Pero el día a día puede perjudicar nuestra piel, que puede resecarse, agrietarse y volverse áspera. Esto puede resultar incómodo y aumentar la vulnerabilidad a las infecciones, ya que los gérmenes pueden penetrar en las pequeñas fisuras superficiales de la piel. Por eso hemos desarrollado nuestras fórmulas para la protección de la piel basadas en la evidencia científica: para echar una mano a la piel en su duro trabajo.

¿Cuáles son las causas de una piel seca, agrietada y áspera?

Man working with his hands

La sequedad, el agrietamiento y la aspereza de la piel se deben a una falta de humedad y lípidos en la epidermis (la capa externa de la piel), y afectan con especial frecuencia a las manos, los codos, las espinillas, los talones y el rostro. Algunos de los factores que pueden contribuir a la sequedad de la piel son: 

  • El frío.
  • La calefacción central.
  • El aire acondicionado.
  • El estrés.
  • El roce con superficies y tejidos ásperos.
  • Los cambios hormonales como los asociados a la menopausia.
  • El envejecimiento natural (que provoca una deshidratación de la piel).
  • La permanencia prolongada en piscinas con cloro.
  • Los baños y duchas calientes.

Prevención de la piel seca, agrietada y áspera

  • Utiliza de forma regular un producto hidratante en todo el cuerpo, especialmente en las zonas propensas a la sequedad, el agrietamiento y la aspereza
  • Bebe abundante agua para mantener la piel hidratada
  • No apliques jabón ni productos químicos agresivos sobre la piel
  • No te duches más de lo necesario, y hazlo con agua templada en vez de caliente
  • Evita exponer la piel al frío, la lluvia, el sol o el viento extremos

Bepanthol® para piel seca, agrietada y áspera

Dry and chapped skin on a foot

Por mucho cuidado que se ponga en prevenir la piel seca, agrietada y áspera, hay personas que sencillamente son más propensas a sufrirla y, cuando ocurre, es necesario un cuidado especial.

Bepanthol® Pomada Protectora es una crema para piel seca que proporciona el alivio que se necesita en esos casos. Su ingrediente activo, el pantenol, promueve el proceso natural de reparación estimulando la regeneración de nuevas células cutáneas, ayudando a la piel a que haga bien su trabajo. Su formulación con un elevado contenido en sustancias lipídicas emolientes (>60%) crea una película protectora sobre la piel que permite que respire a la vez que la protege de las agresiones externas. De este modo previene una mayor deshidratación y ayuda a impedir que las bacterias y otros agresores externos penetren en la piel.

Aplica Bepanthol® Pomada Protectora con las manos limpias sobre la piel irritada varias veces al día, o con tanta frecuencia como sea necesario.

L.ES.MKT.CH.04.2019.1207